Etiqueta: gastos deducibles en trabajo desde casa

trabajar desde casa

¿Qué gastos me puedo deducir si trabajo en casa?

Para todas aquellas personas que trabajan en casa, esta pregunta es una constante, y de hecho, más acentuada aún debido a la Reforma Fiscal, ya que ciertos criterios deformados por el boca a boca  pueden llegar a confundirte.

Recientemente hubo una sentencia por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid en la que da razón a un autónomo que trabaja desde casa, habiéndose hecho eco la noticia en cuanto a que los autónomos podrán deducirse el agua, la luz, el gas..

Sin embargo, esto no es posible al 100%, ya que se han de cumplir una serie de requisitos para poder aplicar deducciones si trabajas en casa. Estos requisitos pueden sintetizarstrabajar desde casae somo siguen:

  • Es una medida aplicable a los autónomo dados de alta en régimen de estimación directa del IRPF
  • Los gastos deducibles serán todos aquellos que estén directamente vinculados a la actividad económica
  • Todos los gastos deben estar justificados mediante facturas emitidas a tu nombre.
  • Los tickets que ahora se llaman facturas simplificadas, sólo será posible tenerlos en cuenta como gasto, pero no podremos deducirnos el IVA
  • Todas las operaciones deberán estén registradas en el libro de gastos e inversiones

En conocimiento de estos requisitos y una vez notificada a Hacienda tu actividad laboral o profesional a través del modelo censal, los gastos  deducibles, si trabajas en casa, son los siquientes, y atendiendo a los porcentajes que se detallan:

Oficina, local o vivienda donde se realiza la actividad empresarial: En tu declaración censal deberás notificar a Hacienda cual es el porcentaje que destinarás a tu negocio (lo que se denomina “afectar la vivienda al negocio”). De destinar una o dos habitaciones, es probable que  afecte entre un 15% y un 50% de tu espacio. En éste caso podrás deducir los siguientes gastos:

Si la vivienda, local u oficina es de tu propiedad:

  • Gastos que se generen, como teléfono, luz, agua,  cuota de comunidad, reformas, seguro, intereses vinculados a la hipoteca y la amortización fiscal del inmueble.
  • Parte proporcional del IBI  afectada al negocio

Si la vivienda, local u oficina es en alquiler:

  • Estar en posesión de un contrato que nos permita realizar una actividad económica dentro de la casa.
  • El alquiler debe ser ajustado a la normativa, es decir: declarado. De esta manera, habrá factura con IVA y podrás deducir el IVA de la parte destinada al negocio.
  • Gastos que se generen de teléfono, luz, agua y seguro de acuerdo a los siguientes criterios:

Gastos de teléfono: De tener  una línea de teléfono móvil, podrás desgravar un 50% del gasto, siempre y cuando la factura vaya a tu nombre y sea independiente del consumo particular.

Transporte: Para una descripción más detallada haz click aqui.

Productos tecnológicos: Compra de ordenadores, softwares e impresoras; siempre y cuando sea para desarrollar tu actividad profesional.

Gastos de viajes, dietas y representación: Los trabajadores autónomos pueden desgravar los gastos de desplazamiento en transporte público (taxis, avión y tren), además del hospedaje en hoteles y gastos de manutención.

Gastos de vestuario: Gastos correspondientes a  prendas y uniformes destinados al trabajo y que tengan el distintivo de la empresa.

Gastos profesionales: Honorarios profesionales de gestores, informáticos, diseñadores, publicidad, etc.

Seguro de salud/enfermedad: Podrá deducirse como gasto siempre y cuando el autónomo haya contratado un trabajador y suscriba una póliza de salud para él, su cónyuge e hijos menores de 25 años, siempre que convivan con él. Límite en las deducciones: 500€ por persona.

Libros, revistas profesionales y material educativo: Todo el material didáctico necesario para tu actividad profesional, así como las revistas, folletos y gastos de publicidad.

negocioonline.net

Share